skip to Main Content
(511) 221 8999

Empresas contra los techos de cristal

El progreso de una empresa, así como su continuidad y sostenimiento a largo plazo, requieren de armonizar la calidad del producto o servicio que ofrecen, con la eficiencia de los miembros que se desempeñan en la propia organización. En este sentido, todos los estudios demuestran que las mujeres tienen un papel preponderante en las actividades relacionadas a la gestión empresarial.

Sin duda mejorar el clima laboral en el trabajo es una decisión estratégica, que permite aumentar las oportunidades de desarrollo económico de los negocios, uno de los aspectos más importantes, de ello se basa en generar una mayor equidad de género.

El termino “techo de cristal” hace referencia a las barreras que impiden a las mujeres ascender en las escalas corporativas más altas de sus trabajos, independientemente de sus méritos o esfuerzos. Este techo limita sus carreras profesionales e impide el avance laboral de la mujer.

Leer más: Empresas de factoring aumentarán de 70 a 120 al cierre del año

Leer más: La tesorería y el control de efectivo

En la actualidad las empresas juegan un papel de gran influencia sobre las sociedades en que se desarrollan. Es por ello que en nuestro país se están implementando diferentes acciones al interior de las organizaciones, quienes se están convirtiendo en agentes de cambio para romper con los techos de cristal. Progresivamente más y más organizaciones trabajan por acabar con los estereotipos, y la discriminación femenina, permitiendo mayor diversidad en cada una de sus áreas independientemente del género o situación familiar, apostando solo al talento, para definitivamente eliminar barreras y fomentar una cultura inclusiva.

Leer más: Paz y seguridad para las mujeres

Leer más: ¿Cómo identificar al beneficiario final?

Estos cambios aunados a las recientes transformaciones legales con enfoque de género adoptadas por el compromiso del Estado peruano, se han traducido en más mujeres en puestos directivos, reducción de la brecha salarial entre hombres y mujeres, climas laborales no discriminatorios, políticas empresariales que favorecen la igualdad de oportunidades y el desarrollo de la mujer, conciliación de los aspectos profesionales y personales.

Aunque todavía falta camino para consolidar definitivamente las políticas para la inclusión y la diversidad, no se puede negar que las organizaciones ya se están transformando y los modelos económicos y laborales más paritarios son el futuro de los negocios.

Escrito por: Abg. Jessica Navarro  

This Post Has 0 Comments

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

3 × 3 =

Back To Top