skip to Main Content

Reactivación de la industria textil

El retorno de las actividades laborales, debe hacerse de manera segura y progresiva, por tanto, es necesario para reactivar la economía velar por proteger siempre la salud. Para retomar el trabajo, se debe tener en cuenta la vulnerabilidad de las personas y los riesgos a los que estarán expuestos los trabajadores. La empresa debe prepararse e informar a sus colaboradores las medidas de prevención y mitigación que ha adoptado, demostrando su diligencia y cuidado con la salud de sus empleados, generando confianza y tranquilidad.

Ningún sector de la economía ha escapado de los efectos de la actual crisis sanitaria que atraviesa el mundo, especialmente aquellas empresas que dependen de las ventas realizadas a través de tiendas físicas. En cuanto al sector textil, una industria que emplea a millones de personas, muchas empresas cuyos locales están cerrados por la emergencia, han incursionado en la elaboración de prendas sanitarias de protección, otras además han pensado en implementar ventas online, con entregas a domicilio.

La ministra de la Producción, Rocío Barrios, en varias entrevistas ha indicado que en el Perú existen 45,000 empresas formales dentro del sector textil, las mismas deberán ser reinsertadas gradualmente, tomando en cuenta el tipo y tamaño de empresa, así como la dimensión del taller donde se realice la actividad. Otro de los criterios que tomarán en cuenta para permitir la reanudación de las actividades es el nivel de automatización de la empresa y los protocolos de salud que apliquen.

Recientemente el Gobierno ha anunciado que los sectores minería, textiles y comercio electrónico, posiblemente reiniciaran sus actividades este viernes. Es por ello que el Ministerio de la Producción (Produce) aprobó, a través de la Resolución Ministerial Nº137-2020-Produce, los Protocolos Sanitarios de Operación en materia textil y confecciones, y en comercio electrónico de bienes para el hogar y afines.

La norma se desarrolla a través de dos anexos en donde se establecen las obligaciones de las empresas de estos sectores, indicando además que los protocolos son de aplicación complementaria a los “Lineamientos para la vigilancia de la Salud de los trabajadores con riesgo de exposición a la COVID-19”, aprobados por el Minsa. En la regulación de la industria textil se ha establecido entre otras cosas que, el ámbito de aplicación se circunscribe a las empresas manufactureras del sector textil y confecciones, y las que operan servicios complementarios que permitan dar valor agregado a los productos elaborados por el sector.

Leer Más: Desempleo se habría duplicado en Lima Metropolitana

Leer Más: Exportaciones retroceden 40.7% en marzo

Según se contempla en la norma referida, el sector deberá seguir al pie de la letra para empezar a funcionar de nuevo lo siguiente:

  • Garantizar un adecuado ambiente de trabajo e infraestructura
  • Certificar que se mantenga un metro de distancia entre los trabajadores
  • Emplear los Equipos de Protección Personal (EPP) según los puestos del proceso productivo y su riesgo frente al coronavirus.
  • Disponer de un procedimiento de lavado y desinfección de manos, procedimientos de limpieza (fumigación y otros), manejo de residuos y prevención de contaminación cruzada.
  • La obligación de identificar al personal del grupo de riesgo (mayores de 60 años, con enfermedades crónicas, hipertensos y similares), quienes deberán permanecer en trabajo remoto hasta el término de la emergencia sanitaria.
  • Realizar por parte del responsable de Seguridad y Salud de los Trabajadores, un control de la temperatura corporal de todos los trabajadores propios y terceros que ingresan a la empresa.
  • Identificar y evaluar los riesgos en los procesos productivos correspondientes, desarrollo de producto, procesos de producción, procesos de empaque, almacenes de accesorios, materia prima, insumos diversos y productos terminados, servicio de talleres externos, para implementar medidas que permitan prevenir y controlar la infección del coronavirus, entre otras obligaciones.

Criterios de focalización territorial para la industria textil y confecciones

Criterios de focalización territorial:

  1. Ser empresa formal (inscrita en la SUNARP y contar con licencia de funcionamiento) y contar con RUC activo y habido
  2. Facturar ventas anuales mayores a (cincuenta) 50 UIT en 2019
  3. Contar con más de 3 trabajadores en planilla
  4. Vender o abastecer a mercados locales principales y/o tener condición de empresa exportadora
  5. Las empresas autorizadas reanudaran sus actividades de producción y comercialización a puerta cerrada.

    Súmate al esfuerzo por controlar esta emergencia sanitaria, el Perú está en nuestras manos, sigamos las recomendaciones de nuestro Gobierno, quédate en casa”

Escrito por: Abg. Jessica Navarro

This Post Has 0 Comments

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

four × 4 =

Back To Top