Claves para la vuelta al trabajo de los trabajadores

Una vez que se vuelvan a retomar las actividades laborales, aun se seguirá en un estado de alarma por el COVID-19, es por tanto que, los empresarios deben planificar una vuelta al trabajo segura para sus trabajadores, que implique una serie de medidas y precauciones para evitar la expansión del virus.

Debe planificarse adecuadamente en función a cómo la infección puede afectar la empresa y todo el proceso productivo, además, se debe estar atento a las necesidades cambiantes que establezcan las autoridades sanitarias y laborales, en función de los avances del conocimiento acerca del virus y la enfermedad.

Para reducir el riesgo de exposición al COVID-19 en los centros de trabajo se deben seguir una serie de pasos, que ayuden a reflexionar y decidir las mejores medidas para lograr un entorno laboral más seguro, de esta forma se impedirán posibles repuntes de contagios, que pongan en máxima tensión al sistema sanitario, debido a que ésta seguirá siendo la prioridad.

Leer más: Indecopi supervisa los servicios educativos virtuales

Leer más: Nuevos canales para cobro de subsidios del Gobierno

En nuestro caso, son muchas las cuestiones clave que deben considerarse por las empresas, para ello debe tomarse como base los Lineamientos para la vigilancia de la salud de los trabajadores con riesgo de exposición a COVID-19, publicados en la Resolución Ministerial N°239-2020-MINSA, el 30 de abril de 2020, cuya finalidad es contribuir a la prevención del contagio en el ámbito laboral, a través de la vigilancia, prevención y control de la salud de los trabajadores con riesgo de exposición al mismo, el cual es aplicable a todas las personas naturales o jurídicas que desarrollan actividades económicas.

En relación a la norma antes señalada, se puede comentar lo siguiente:

  • Plan para la vigilancia, prevención y control de COVID-19 en el trabajo: Las empresas están en la obligación de implementar medidas para garantizar la seguridad y salud en el trabajo, para ello deberá elaborar un plan para la vigilancia y control del COVID-19 en el centro de trabajo. Este deberá ser aprobado por el Comité de Seguridad y Salud en el Trabajo (CSST), o el supervisor en un plazo máximo de 48 horas de haber sido recibido para su aprobación. En el mismo se deben incluir las acciones adoptadas para asegurar el cumplimiento de los 7 lineamientos específicos establecidos en el texto de la disposición legal, el mismo además debe registrarse en el Ministerio de Salud, y debe ser accesible a SUSALUD y SUNAFIL
  • Contenido del plan para la vigilancia, prevención y control: Se debe indicar en el plan el número de trabajadores y el grado o riesgo de exposición a COVID-19 según la clasificación; así como las características de vigilancia, prevención y control de acuerdo al riesgo de exposición; la frecuencia en la aplicación de pruebas de descarte según el grado de exposición de cada trabajador, las medidas de salud mental para conservar un adecuado clima laboral, y las medidas a implementar respecto a practicantes, visitas o proveedores.
  • Clasificación de los puestos de trabajo en función al grado de exposición en la empresa: Según contempla la regulación, se entiende por personal expuesto, a los trabajadores que desempeñen funciones que puedan estar en contacto repetido o prolongado (o no repetido ni prolongado, pero a una distancia menor de 2 metros), con personas infectadas o potencialmente infectadas con el COVID-19. La clasificación estima los siguientes casos: Bajo o preventivo, Medio, Alto y Muy alto.
  • Lineamientos básicos para la vigilancia, prevención y control del COVID-19 en el trabajo: Las pautas básicas, de acuerdo al precepto legal son 7 y están basados en criterios epidemiológicos de aplicación obligatoria, estos son:
  1. Limpieza y desinfección de los centros de trabajo
  2. Evaluación de la condición de salud del trabajador previo a la reincorporación al centro de trabajo
  3. Lavado y desinfección obligatoria de manos
  4. Sensibilización de la prevención del contagio en el centro de trabajo
  5. Medidas preventivas de aplicación colectiva
  6. Medidas de protección personal
  7. Vigilancia de la salud del trabajador en el contexto del COVID-19
  • Procesos para el regreso al trabajo: Está orientado para los trabajadores que estuvieron en cuarentena y no presentaron, ni presentan sintomatología de COVID-19, ni fueron caso sospechoso o positivo del virus; y además pertenecen a un centro de trabajo que no ha continuado labores, por las restricciones emitidas en la ley. Para ellos deberá aplicarse todos los lineamientos señalados.
  • Procesos para la reincorporación al trabajo: El empleador debe establecer un proceso para el regreso al trabajo que contemple los lineamientos antes señalados, orientado a los trabajadores que cuenten con alta epidemiológica. Según el grado de afectación que hayan tenido:

Leves: se reincorpora 14 días calendario después de haber iniciado el aislamiento domiciliario.

Moderados o severos: se reincorpora 14 días calendario después de la alta clínica. Este periodo podría variar en cada caso.

Leer más: Ositran declara que suspender cobro de peaje resultaría inconstitucional

Leer más: El país supera los 1,000 fallecidos por Covid-19 con el peor registro diario de muertes

Se deberá evaluar la realización de trabajo remoto como primera opción para el personal que se reincorpora. De no ser posible, éste deberá usar mascarilla o el equipo de protección respiratoria según su puesto de trabajo; además, recibirá monitoreo de sintomatología COVID-19 por 14 días calendario y se le ubicará en un lugar de trabajo no hacinado.

  • Consideraciones para el regreso o reincorporación al trabajo de trabajadores con factores de riesgo para COVID-19: En cualquier caso, el personal del Grupo de riesgo por edad o factores clínicos, deberá mantener la cuarentena domiciliaria hasta que finalice la Emergencia Sanitaria. Durante este periodo, el personal de salud del empleador, deberá realizar el seguimiento clínico correspondiente, el cual será evaluado por el médico ocupacional del centro de trabajo para determinar su regreso o reincorporación al centro de trabajo al concluir la Emergencia Sanitaria. Se deberán considerar en este grupo a los siguientes: Trabajadores mayores de 60 años; con hipertensión arterial; enfermedades cardiovasculares; cáncer; diabetes; obesidad con IMC de 30 a más; asma; enfermedad respiratoria crónica; insuficiencia renal crónica; enfermedad o tratamiento inmunosupresor, mantendrán la cuarentena domiciliaria, según lo establezca la normatividad correspondiente. Quienes realicen trabajo remoto, deber cumplir la normativa vigente.

Súmate al esfuerzo por controlar esta emergencia sanitaria, el Perú está en nuestras manos, sigamos las recomendaciones de nuestro Gobierno, quédate en casa”

Escrito por: Abg. Jessica Navarro

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público.

five × one =

GRUPO VERONA

Nuestra experiencia en SUNAT y conocimiento asesorando a las principales empresas del Perú nos permiten ofrecerle la solucion.

EQUIPO

Interactivamente y proactivamente generamos contenido de alta rentabilidad para nuestros clientes.

© 2021 © GRUPO VERONA. Todos los Derechos Reservados.